¿Qué puedes hacer tú?
Consumo energía

Sé eficiente con la energía

Vivimos en una sociedad marcada por el consumo. El estilo de vida imperante en los países desarrollados favorece la adquisición de bienes o servicios y el uso de ingentes cantidades de energía para producirlos. Gran parte de esta potencia se genera a partir de combustibles fósiles, con graves efectos sobre el medio ambiente.

Reflexionar sobre otros modelos de sociedad y hacer un uso más racional de la energía será clave para continuar en la conservación del medio ambiente.

Una de las premisas fundamentales para minimizar los efectos del cambio climático es reducir la cantidad de carbono que se emite a la atmósfera. Para alcanzar este objetivo, resulta imprescindible que las energías renovables adquieran un mayor protagonismo (en el caso de Euskadi, en el año 2015 estas fuentes aportaron el 7 % del total de la demanda energética).

Las cooperativas de consumo eléctrico son una buena alternativa a las compañías eléctricas tradicionales. La mayoría funcionan como cooperativas y son comercializadoras que garantizan que la fuente de energía es 100% renovable.

¿Sabías que …

Qué alternativas ofrece tu ciudad

El Ayuntamiento de Bilbao pone a tu disposición la sociedad municipal SURBISA, organismo encargado de incentivar la rehabilitación de edificios, viviendas y locales de la ciudad.

En esta misma web también tienes a tu disposición enlaces a más ayudas a la rehabilitación y la eficiencia energética de otras administraciones públicas de Euskadi de las cuales puedes beneficiarte.

Además, en la web del Ente Vasco de la Energía tienes a tu disposición interesantes consejos para ahorrar energía en tu día a día.

Desde la web del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE) también puedes acceder a una serie de cursos digitales gratuitos de entre 1 y 6 horas que te permitirán igualmente ampliar tus conocimientos en relación con el ahorro energético.

Consejos para la ciudadanía comprometida con el ahorro energético

¿Ves cómo no es tan difícil reducir tu consumo energético?

La reducción en el consumo de energía se enmarca en el reto de la Estrategia Medioambiental Bilbao Neutra en Carbono.

Apaga las luces cuando no haya nadie en la habitación.

Ajusta la temperatura del agua caliente cuando te duchas a 30-35°C.

El frigorífico es uno de los electrodomésticos que más energía consume. Para un uso eficiente, regula su temperatura interior entre 3-7 °C.

Y, sobre todo, recuerda que el sensor más inteligente eres tú mismo, así que consume con fundamento.

Prueba a aislar correctamente las ventanas, puertas o cajas de persianas de tu casa con, por ejemplo, el tradicional burlete. De esta forma podrás ahorrar hasta 200 € al año.

Sustituye tus bombillas antiguas por luces LED o bombillas de bajo consumo.

Regula la calefacción correctamente (20 °C durante el día; 17-18 °C de noche, aunque si no hace mucho frío, es mejor apagarla) y no cubras las fuentes de calor. Instala termostatos que permitan programar su encendido.

Usa el aire acondicionado para no pasar calor. 25 o 26 °C es una temperatura adecuada.

Ventila la casa durante las horas más frescas, instala toldos que eviten una radiación solar directa o baja las persianas durante las horas de más calor.

Fíjate en las etiquetas de clasificación energética de los electrodomésticos y adquiere aquellos aparatos que muestran una mayor eficiencia.

Tu opinión nos importa

Seguro que tienes ideas o consejos útiles para poner en práctica.
¡envianoslos y ayudanos a mejorar!